Descargar 112.31 Kb.


Página8/23
Fecha de conversión19.10.2018
Tamaño112.31 Kb.

Descargar 112.31 Kb.

Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN


1   ...   4   5   6   7   8   9   10   11   ...   23

Hechos recientes de la crisis

La crisis financiera de Estados Unidos registró sus primeros eventos durante este año, en el mes de marzo cuando se anunció que J.P. Morgan compraba a otro de los principales bancos del sistema financiero norteamericano, el Bear Sterns, en base a un crédito garantizado por la Reserva Federal de Nueva York por USD 30.000 millones.


Un semestre después, el 7 de septiembre el Departamento del Tesoro de EEUU anunció la intervención de Fannie Mae y Freddie Mac, las principales agencias de hipotecas para vivienda, para asegurar que no incurran en quiebra3. Una semana más tarde, el 14 de septiembre, Lehman Brothers, uno de los cuatro principales bancos de EEUU se declaró en bancarrota, al igual que Merril Lynch, el cual para evitar la quiebra fue comprado por el Bank of America. A ello se suma que el 16 de septiembre, el tesoro de EEUU debió concederle un préstamo a la compañía de seguros internacional AIG por USD 85.000 millones para evitar la bancarrota, monto al que se sumó USD 37.800 millones adicionales, el 9 de octubre.
Estos eventos afectaron a su vez mercados muy relacionados como el asiático y europeo. Solamente para el evento del “lunes negro”, como se lo calificó al 15 de septiembre, se estimó pérdidas superiores a los USD 100.000 millones, cifra similar a la del PIB anual de Perú, o a un tercio del PIB de los países andinos.
Esta turbulencia afectó las cotizaciones de los activos en Wall Street y en las bolsas de valores europeas y asiáticas, las cuales vieron sus mayores caídas en mucho tiempo. Particularmente, Wall Street vivió su peor caída desde 1987, el pasado 10 de octubre con una caída de 7.3%.
Al inicio de la crisis hubo una positiva reacción en la bolsa norteamericana debido al anuncio a fines del mes de septiembre por parte del Secretario del Tesoro de EEUU, Henry Paulson, de que habría una intervención estatal en los mercados inmobiliarios para sanear los balances bancarios, tratando de evitar que se afecte el sistema. Así, el 19 de septiembre, propuso un programa de rescate de USD 700.000 millones para comprar los activos denominados “tóxicos”, vinculados a las hipotecas estadounidenses que afectan las cuentas de las instituciones financieras y que han provocado la quiebra de algunas de ellas.
Por su parte, el Congreso de EEUU, hizo varios reparos y enmiendas a la misma, y la propuesta se sometió a votación el 29 de septiembre, siendo rechazada. Esto volvió a afectar los mercados de acciones a nivel mundial y se volvió a presentar otro “lunes negro”. De igual forma el Washington Mutual, el banco de ahorro más grande del país, fue vendido a J. P. Morgan Chase el 25 de septiembre y el 29 de septiembre, Citigroup anunció que adquiriría Wachovia con el apoyo de la Corporación Federal de Protección de Depósitos (FDIC). Finalmente Wachovia fue comprada por Wells Fargo quien ofreció cinco veces más y no requirió de apoyo gubernamental.
Finalmente, para evitar el colapso del sistema, el Senado aprobó el 1 de octubre un paquete complementario con asignaciones de gasto y el Congreso lo ratificó el 3 de octubre.
A inicios de octubre se señaló que el salvataje alcanzaría USD 700.000 millones; sin embargo el 9 de octubre, el Director Gerente del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Kahn señaló que el costo de la crisis asciende a USD 1.4 billones. Mientras tanto, en octubre el sector privado de EEUU eliminó 157.000 empleos, tras suprimir 26.000 en septiembre, de acuerdo a la empresa de gestión de recursos humanos ADP, lo cual superó lo proyectado, señalando los impactos en el mercado laboral norteamericano.
En la segunda semana de noviembre, el Gobierno de EEUU decidió abandonar sus planes de comprar activos tóxicos a los bancos y otras instituciones financieras. Este programa fue la piedra angular del plan de rescate financiero valorado en USD 700.000 millones aprobado por el Congreso, sin embargo, el Departamento del Tesoro decidió que la compra de acciones preferentes a los bancos era la mejor forma para emplear estos fondos. Este fue el desenlace del debate generado en los EEUU entre Sheila Blair, Directora de la a Federal Deposit Insurance Corporation y el Secretario del Tesoro, Henry Paulson respecto de la mejor utilización de los recursos.
Europa por su parte también ha inyectado liquidez a sus economías, con el fin de que los bancos no se vean afectados, sin embargo algunos de ellos también han registrado quiebras. Frente a ello, el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios de la Unión Europea reconoció que la crisis es global y sistémica, señalando además que desconoce “cuándo y cómo se puede salir de esta situación complicada e incierta", además afirmando que "no estamos suficientemente preparados para afrontar crisis de entidades supranacionales. Si hubiera habido más coordinación y conexión de supervisores y autoridades monetarias hubiéramos estado mejor preparados para estos desafíos". De esta forma, Francia, Holanda, Dinamarca, Austria, Alemania, Irlanda y Grecia tomaron control de diversas instituciones financieras y ofrecieron paquetes de rescate.
Frente a ello, los jefes de Estado y de Gobierno de la Eurozona se reunieron el 12 de octubre en París y la conclusión fue la de articular una acción coordinada y fuerte de todos los países de la zona euro.
De igual manera, EEUU ha señalado la necesidad de la coordinación y cooperación internacional por lo que el presidente estadounidense, George W. Bush, recibió el 11 de octubre a los representantes del G-7, el club de los países más ricos, y los máximos responsables del FMI, Dominique Strauss-Kahn, y el Banco Mundial, Robert Zoellick.
Por su parte el FMI reclamó más cooperación, señalando que se podría solucionar la crisis, pero sólo si “los Gobiernos actúan rápidamente y de manera más coordinada", aludiendo a la falta de coordinación entre los 27 miembros de la UE en cuanto a la actividad supervisora".
Una vez que se solucionó parcialmente la primera repercusión de la crisis, como fue la falta de liquidez, era necesario reducir el impacto en la esfera real de la economía. Así, el 7 de octubre, la Reserva Federal de EEUU creó un mecanismo de financiamiento para proteger el mercado de papel comercial que suma USD 1.75 billones y es fundamental para las operaciones día a día de las grandes empresas. Esta medida implica que la FED estaría otorgando crédito directo a las empresas. Días luego, en el Reino Unido se introdujo un mecanismo diferente al de EEUU, el cual le permitiría recapitalizar a los bancos, además de proveerles liquidez, con el objeto de que reanudaran el otorgamiento de créditos y no se afectara la actividad económica. Posteriormente, EEUU anunció que utilizaría USD 250.000 millones de los USD 700.000 autorizados para recapitalizar los 9 bancos de mayor tamaño.
Por su parte, los países de la Euro Zona, integrada por 15 países europeos, notificaron a mediados de noviembre que su PIB se contrajo un 0,2% en el tercer trimestre de este año tras una reducción del 0,2% en el periodo anterior. Ésta es la primera ocasión, desde la creación de la Unión Económica y Monetaria (UEM), en 1999, en que la actividad se contrae dos trimestres seguidos, lo que conlleva una recesión técnica. En lo que se refiere a los países por separado, Italia siguió los pasos de Alemania, que el 14 de noviembre anunció que entró en recesión. Francia, se salvó tras crecer un 0,14% durante el tercer trimestre del año. Se prevé que el Reino Unido, entrará el próximo año en recesión. A este grupo de países con recesión económica se sumó el 17 de noviembre, la segunda economía mundial, Japón.
Frente a ello, una de las esperanzas que eviten la recesión mundial se ha depositado en la economía China, la cual ha podido registrar crecimientos anuales del 9% del PIB. Por esto, el 10 de noviembre fue bien recibido a nivel mundial el paquete de estímulo económico lanzado por el gobierno chino, el cual comprende un plan de USD 586.000 millones para aumentar las inversiones y el gasto del consumidor, mantener el crecimiento de las exportaciones y promover la competencia empresarial y la reforma financiera.
Finalmente, el presidente de EEUU, convocó al G-7 y a los países emergentes, el G-20, a una conferencia internacional el 15 de noviembre pasado, quienes lograron un acuerdo que establece el compromiso de reformar las instituciones económicas internacionales; la regulación financiera y las reglas contables, además de proponer, sin detallar, estímulos fiscales para ayudar a que se salga de la actual crisis económica.
Todas estas medidas, algunas de ellas ya en marcha, se ejecutarían en varias fases y sientan las bases para intentar controlar los riesgos financieros y así suavizar los ciclos económicos que, en algunos países del mundo, han provocado expansiones y crisis abruptas que han culminado en la delicada situación actual.
Los asistentes se comprometieron además en no tomar medidas proteccionistas en un año y, dar un nuevo impulso a la ronda de Doha para la liberalización del comercio mundial.
No obstante, también se incluyen acciones concretas para limitar y controlar los riesgos de inversores y las entidades que han afectado al sistema financiero global, entre las que se destacan: la mejora de la transparencia y la responsabilidad de las entidades financieras; la ampliación y actualización del marco regulatorio, tanto en su vertiente doméstica como en su armonización internacional, y la promoción de la integridad de los mercados financieros. Además, se refuerza la cooperación internacional y las instituciones económicas y financieras internacionales.
Joseph Stiglitz, Premio Nóbel de Economía, ha señalado que una de las principales causas de la crisis financiera actual ha sido la flexibilización de la supervisión y regulación financiera impulsada por Alan Greenspan desde la Reserva Federal, lo cual afectó los instrumentos para controlar el mercado financiero frente a las asimetrías de información que lo caracterizan. Debido a ello, ha señalado que una de las soluciones sería el fortalecimiento de estos mecanismos y crear un nuevo sistema de regulación financiero.


Catálogo: Documentos -> Reuniones -> DTrabajo
DTrabajo -> Metadatos resumen ejecutivo abreviaturas – glosario de terminos
DTrabajo -> Directorio de los pueblos indígenas en la comunidad andina
DTrabajo -> Colombia: efectos de la crisis sobre la economia colombiana
DTrabajo -> Propuesta indicadores de transporte aéreo
DTrabajo -> Fortalecimiento a la economía popular: el rol de las finanzas populares como canal para democratizar el crédito
DTrabajo -> Procedimiento para la elaboración del balance de suministros de productos agrícolas y pecuarios
DTrabajo -> El punto de vista del contable nacional acerca de la economía informal
DTrabajo -> Evaluación de la situación macroeconómica del peru en el 2007: un comentario sobre el informe de seguimiento de las metas de convergencia macroeconómica, peru 2007
DTrabajo -> Evaluación de nuevos instrumentos y posibilidades de financiamiento alternativos y el fortalecimiento del rol del blindaje financiero que constituye el flar para la subregióN
DTrabajo -> Indicadores de vulnerabilidad macroeconomica para la comunidad andina
1   ...   4   5   6   7   8   9   10   11   ...   23

Similar:

Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconUniversidad de barcelona master en comercio y finanzas internacionales
Impacto generado en america latina a causa de la crisis económica y financiera y sus efectos en la economía colombiana
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconLa crisis financiera internacional y su impacto en la argentina
La actual crisis internacional ya generó una caída de los precios de exportación argentinos de commodities agropecuarias del orden...
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconMinisterio de Economía, Planificación y Desarrollo Unidad Asesora de Análisis Económico y Social
...
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconAnalisis: efectos de la actual crisis financiera en la economia colombiana
Enfrentarse a la condición cíclica de la economía es un reto que todos los países deben asumir, por lejos que se este de la base...
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconMost important aspect: factsheets
Estado puede gravar con impuestos a sus ciudadanos y es posible mantener un cierto nivel de vida. Por tanto, los mayores esfuerzos...
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconOtras miradas de la crisis global y de sus efectos en el país

Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconPostura de las cámaras ante la crisis
Las previsiones sobre crecimiento y empleo son cada día más adversas en un entorno de grave crisis financiera internacional que está...
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconUn análisis sobre la desigualdad de los ingresos (ganadores y perdedores de la crisis financiera mundial) La Economía del Malestar
Paper Desigualdades en la distribución de la renta en los países desarrollados, durante la crisis financiera
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconComisión de Reforma a la Regulación y Supervisión Financiera
La Comisión, consultó a instituciones y expertos en la materia, centrándose también en las experiencias de la crisis financiera internacional....
Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN iconLa formacion del alca y sus posibles efectos en la industria uruguaya
A pesar de ello, aún se está lejos de contar con un comercio libre que asegure igualdad de condiciones, mecanismos ágiles y transparentes...

Página principal
Contactos

    Página principal



Crisis financiera internacional: sus efectos y posibles cursos de accióN

Descargar 112.31 Kb.