Descargar 134.97 Kb.


Página1/22
Fecha de conversión24.02.2019
Tamaño134.97 Kb.

Descargar 134.97 Kb.

Conservarea raselor autohtone prin actiuni comune de cooperare interteritoriala cu scopul valorificarii acestora ca o importanta resursa in teritoriu


  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   22



Conservación de las razas autóctonas, como base de desarrollo sostenible para las granjas medianas y pequeñas en el medio rural

Ghimpeţeni, Călmăţuiu, Peretu

28,29,30 julio 2015

Los problemas de las razas locales

El siglo 21 pertenece a la industria genética e implícitamente a la industria genética animal. Algunas compañías transnacionales dominan el mercado del ganado bovino, porcino y de aves de corral, revindicando numerosas patentes, invirtiendo grandes sumas de dinero en investigación (laboratorios, equipamiento y especialistas). La industria genética animal utiliza un número reducido de razas de animales, con un alto rendimiento económico, por ejemplo las razas Holstein, Brown Swiss y Jersey para los bovinos, para la porcina Gran blanco, Landrace, Duroc, Pietrain y Hampshire y pueden invadir los mercados con producción animal a precios bajos y muy baja calidad.

Recientemente la demanda de los consumidores se ha diversificado y desde el punto de vista económico, Rumania puede llegar a ser competitiva solo en calidad, mediante el aprovechamiento de los nichos de mercado, esto significa el desarrollo de las granjas orgánicas o ecológicas, los productos rumanos de este tipo han sido muy apreciados en la Feria de productos bio de Nürnberg, de este año.

Para que existan granjas orgánicas y para la obtención de productos de calidad se necesita la materia prima. Aquí es donde interviene el rol de las razas locales, que seguro que desde un punto de vista económico y de productividad son superadas por otras razas de importación. Pero estas razas tienen genes que les confieren una determinada calidad que las razas mejoradas no tienen.

Las razas locales deben mantenerse, seguro, en pequeños grupos. Estas razas casi en su totalidad están en propiedad de unas personas con posibilidades materiales muy modestas, que no han comprendido que son las mejores adaptadas a las condiciones del medio y explotación de Rumania, sin pretensiones al alimentarse y resistentes a las enfermedades. Estas personas no se permiten además pagar caros tratamientos veterinarios. Ellos son los encargados de mantener estas razas, y las modestas condiciones han estado a favor de esta preservación. Existe una fuerte relación aún, en las regiones de montaña o de colinas, donde las comunidades humanas se han mantenido bastante homogéneas, entre las personas y las razas que han creado y las han heredado. La destrucción de las razas locales significa un desprecio frente al trabajo de nuestros antepasados que las han creado y frente a las generaciones futuras que no se beneficiaran de ellas.

En las exposiciones y ferias de agricultura se presentan los así llamados “productos tradicionales” que en la mayoría de casos no respetan las viejas recetas, tradicionales siendo solo humo. Poca gente conoce de hecho que en 1908 en Sibiu se estableció un carnicero italiano que preparo por primera vez un salami duradero, conocido más tarde bajo el nombre de “Salami de invierno” o “Salami de Sibiu”. La receta para este salami era de carne de cerdo, raza Mangalita “golondrino” y carne de burro. Las investigaciones sobre la composición de la carne y la grasa de las tres razas transilvanas de Mangalita (cada variedad de color conforme a los textos de ADN son razas diferentes) han demostrado un contenido alto de LDL colesterol o “colesterol bueno”, el reporte entre ácidos grasos saturados y los no saturados es diferente en comparación con los de otras razas de porcino. La carne de color rojo intenso, el estrato grueso de grasa de color blanco (que se puede preparar ahumando resultando un producto de larga duración) recomienda el Mangalita para embutidos de calidad.

En Banat, hasta 1989, los extranjeros que venían compraban, Jamón de Banat, tocino ahumado y salchichas de Arad apreciando su calidad, aroma y sabor. Estos productos se obtienen de las razas porcinas mixtas, con la capa más gruesa de grasa: Bazna, Blanco de Banat, el Cerdo Svabesc, Negro de Strei. Ejemplares de estos porcinos se encuentran aún en la cuenca del rio Mures entre Arad y Deva, o entre Arad y Otlaca.

El crecimiento de los gansos representa otra característica de Rumania. Líder europeo hasta 1990 en la exportación de productos del ganso, hoy este mercado está dominado por otros países (Polonia, Lituania). En los mercados de Arad, hasta mediados del séptimo decenio del siglo 20, se vendían en los puestos gansos sacrificados o productos de carne de ganso, muchos preparados a partir de recetas desaparecidas hoy (“cuello de ganso relleno”).

Los productos lácteos según, “recetas tradicionales” presentan una gran variedad en lo que concierne a la calidad. El queso Liptauer (Liptauer es un nombre de una pasta rosa de untar en pan, hecha de queso de vaca (o de una mezcla de 1/3 queso de burduf/ queso de vaca) es una práctica desaparecida en la zona de Arad. Hay muy pocos propietarios de ovejas que conocen las recetas de fabricación de los quesos o la forma correcta de guardarlos. Por el “camino de la leche” de la zona Sebes-Alba se ha intentado la creación de una empresa para comprar quesos a los propietarios de animales de la zona para después comercializarlos en hipermercados. Se renunció a ello, y el principal motivo fue que los propietarios no conseguían mantener constante la calidad de los productos.

El numero criadores de bovinos que conocen como se preparan quesos de calidad es aún menor. Estas recetas de preparación de diferentes productos han sido transmitidas de generación en generación, además de forma oral. La orientación de los hijos de los criadores de animales hacia otras profesiones ha roto esta comunicación. Unas recetas representan un bien de una comunicad rural, el error ha sido que estas recetas no han sido patentadas.

En conclusión para los productos de calidad se necesitan recetas verificadas con el paso del tiempo y de materia prima, especialmente de razas locales.

Una de las vías para el mantenimiento de estas razas es el nicho de mercado. Por la desaparición de las razas locales se pierde la identidad de las comunidades que las han creado. La pérdida de una raza no significa sola la desaparición de una dote genética de gran valor, sino también la de una civilización. La preservación de algunos platos, el ritual para servirlos durante las fiestas o las comidas dominicales constituye un medio para mantener un vínculo entre los miembros de una comunidad rural. Estos platos tienen como base además los productos obtenidos de las razas locales de animales domésticos, algo demostrado mediante el estudio de la relación entre hombre – animal – medio, es decir mediante una nueva ciencia introducida en Rumania, concretamente la etnozootecnia. Esta conecta algo arcaico “etno” con algo moderno, zootecnia; reúne elementos de comparación, reflexiones e información útiles a los que se interesan por la historia y el futuro de los animales domésticos. El termino etnozootecnia provine del francés, de donde se ha tomado e introducido en Rumania por la Asociación Transilvanian Rare Breeds.

La preservación de las razas locales es importante para asegurar la seguridad alimenticia de la población de Rumania. En relación con el cambio climático, no se conocen que retos pueden sobrevenir en el futuro. Probablemente la especie bovina es la más expuesta a esto; por este motivo las razas que hoy no están apreciadas económicamente en el futuro pueden representar una alternativa eficiente. Recientemente desde los países asiáticos se ha solicitado para la importación un gran número de bovinos, Baltara Romaneasca por ejemplo. Así mismo, se han pedido carcasas de cerdo o híbridos vivos que tengan una capa de tocino más gruesa.

El mantenimiento de las razas locales, la identidad de las comunidades rurales, la disminución de la pobreza rural y el crecimiento de la competitividad económica de estas se pueden realizar mediante el desarrollo de la industria manufacturera, pero aquí se ha renunciado muy fácilmente a la elaboración de la lana o de los productos lácteos.

En cada comunidad debería existir al menos una unidad de elaboración de productos de la zona. Para comercializar estos posteriormente se necesita crear una cadena de tiendas, siguiendo el ejemplo de Aldi o Lidl, en las que se venden productos manufacturados de diferentes comunidades rurales de Alemania y Austria.


  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   22

Similar:

Conservarea raselor autohtone prin actiuni comune de cooperare interteritoriala cu scopul valorificarii acestora ca o importanta resursa in teritoriu iconComune di roma
...
Conservarea raselor autohtone prin actiuni comune de cooperare interteritoriala cu scopul valorificarii acestora ca o importanta resursa in teritoriu iconLingua spagnola 3 (lettorato) Prerequisiti formativi
Prerequisiti formativi:- livello B1+ del Quadro comune europeo di riferimento per la conoscenza delle lingue relativo alla lingua...

Página principal
Contactos

    Página principal



Conservarea raselor autohtone prin actiuni comune de cooperare interteritoriala cu scopul valorificarii acestora ca o importanta resursa in teritoriu

Descargar 134.97 Kb.