Descargar 88.21 Kb.


Página12/12
Fecha de conversión23.06.2018
Tamaño88.21 Kb.

Descargar 88.21 Kb.

Anarquismo


1   ...   4   5   6   7   8   9   10   11   12
Refuerzo positivo. Un ejemplo muy diferente de la relevancia de un análisis del comportamiento para la proyección de una comunidad es el uso de las denomi­nadas recompensas. Una comunidad puede necesi­tar tanto poder para recompensar como para castigar, pero no se dice que emplea la fuerza porque sus acciones no encuentran resis­tencia. La recompensa tiene una vaga referencia a los *reforzadores positivos+ que han sido ampliamente analizados en la investigación experimen­tal. Es un principio básico que el comportamiento que va seguido por cierto tipo de consecuencias tiene más probabilidades de que vuelva a repetirse, pero los re­fuerzos pueden influir sobre el comporta­miento de formas muy sutiles y complejas. Para utilizar el princi­pio de un modo eficaz en todas sus ramificaciones se hace preciso un extenso conocimiento tecnológico. Aunque suele ser cier­to que cuanto mayor es el refuer­zo tanto más productivo es de com­portamiento, la can­tidad de comporta­miento generada no está rela­cionada de una manera sencilla con la cantidad de refuerzo. El provecho o utilidad neta de una acción tiene poco que ver con la pobabilidad de que tal acción suceda. De hecho, bajo determinadas circunstancias de refuerzo   p. ej., en el juego  se puede mantener el comporta­miento durante un largo periodo aun cuando la ganan­cia monetaria neta sea negatlva.


Una comunidad puede recurrir al refuerzo positivo para conseguir un comportamiento que contribuya a su éxito. Por ejemplo, puede utili­zar el refuerzo consis­tente en la aprobación por el grupo del com­portamien­to deseado, como una alternativa al control coactivo legal o ético. Desde luego, la comunidad está también interesada en el problema clásico de mantener un tra­bajo productivo. (Si hay una disciplina que se ocupe del refuerzo positivo, es la economía.) Quien haya pro­yectado unas condiciones laborales eficaces en una pe­queña comunidad estará en una situación favorable para utilizar una tecnología del refuerzo. Las circuns­tancias temporales inmedia­tas son de importancia cru­cial. Muchas comunidades prestan particu­lar atención a la recompensa del trabajo productivo. Algunas han retrocedido a las condiciones propias de la vida artesa­nal, es decir, que han utilizado las naturales consecuen­cias reforzadoras del trabajo. No es una solución muy progresiva. Por otra parte, el uso del dinero como re­fuerzo no es tan simple como puede parecer a primera vista. Se debe inculcar, por supuesto, el valor del dine­ro, pero también se debe inculcar el valor del primitivo trabajo arte­sanal. La principal dificultad estriba en que los salarios influyen artificialmente sobre el comporta­miento que los motiva y resulta dificil crear una situa­ción que mantenga el trabajo productivo sin efectos secundarios indeseables. Se ha llegado a pensar que la deficiencia podría subsanarse aumentando la función reforzadora de los salarios: p. ej., pagando unos sala­rios de hambre a cambio de la fuerza de trabajo. Otrasolución ha consistido en incrementar la cantidad real de refuerzo (elevando los salarios). Sin embargo, hasta ahora no se han analizado a fondo las circunstancias del refuerzo. La mayoría de los sistemas de recompensas son aversivos, es decir, que en ellos la amenaza de pérdida de un nivel de vida es más importante que la recepción de salarios. El refuerzo eficaz del trabajo productivo es uno de los terrenos más interesantes donde el que proyecta una comunidad expe­rimental puede aplicar los últimos descubrimientos científicos. [ Véase SALARIOS. ]
Cuando los bienes y servicios que podrían ser utili­zados como re­fuerzos son puestos a la disposición de cualquiera por otras razo­nes  como, p. ej., cuando son suministrados por una naturaleza propicia o un gobier­no bondadoso, preocupado del bienestar o la felicidad de sus ciudadanos  , gran parte de su poder reforzador desaparece. Hacemos un uso explícito de este principio cuando, como alternativa al castigo, ofrecemos delibe­radamente reforzadores gratuitos: p. ej., cuando damos a una persona una cosa que solo podría obtener si se comportara de forma ilegal. Si la comunidad no nece­sita el trabajo productivo, se puede prescindir de los refuer­zos sin dificultad, pero el largo conflicto entre el bienestar y el incentivo indica que esta cuestión no ha sido aún resuelta por completo.
Ocio. El refuerzo positivo ocupa un lugar especial­mente importante en la resolución del problema del ocio. La moderna tecnología per­mite suponer que un hombre no necesita emplear mucho tiempo para con­tribuir a la paz y la prosperidad. )Qué hará, pues, con el resto de su tiempo ? Pero quizá esto carezca de importancia. Si la comu­nidad ha solucionado los problemas esenciales de la vida cotidiana, puede dejar que cada miembro sea libre de hacer lo que le plazca. Pero sólo es libre para caer bajo otras formas de control. Si no existen refuerzos eficaces, puede pasar sus horas de asueto sin hacer nada, pero puede tam­bién caer bajo el control absoluto de ciertos refuerzos biológicos, tales como la comida, el sexo, la agresivi­dad o el estado de euforia ocasionado por las drogas. Cier­tos reforzadores relativamente débiles ejercerán un intenso control en circunstancias adecuadas: a rhenudo el ocio se emplea en activi­dades repetitivas y compulsivas, como, p. ej., el solitario u otros juegos sencillos. [Véase OCIO.]
Todas estas son formas de comportamiento que se multiplican cuando no se requieren unos comporta­mientos que tengan una relevancia más específica para el éxito de una comunidad. Esta puede permitirse cier­to número de ellos, pero seguirá sacando más ventaja de otros usos del tiempo libre. Los deportes, los juegos y otras formas de distracción eomplejas; las artes y los oficios, la músiea y la danza; la literatura y el teatro; y la contemplación, observación y exploración de la na­turaleza que constituyen la *ciencia+ en su sentido más amplio, son actividades importantes para el que pro­yecta una comunidad, ya que influyen en el éxito de esta. Algunas de ellas aumentan el atractivo de la co­munidad, por cuanto que refuerzan el comportamiento de apoyo y disuaden de la defección. Por ejemplo, refuerzan el comportamiento consistente en permane­cer en la comunidad. Otras actividades desarrollan ciertas habilidades extraordinarias que permiten a los miembros hacer frente a cual­quier emergencia con el máximo de eficacia. Los que se consagran a la ciencia suministran las tecnologías fisica y cultural necesarias para el mantenimiento y el perfeccionamiento de la comunidad como forma de vida.


Cuando se afirma que el ocio debe consagrarse a la prosecución de la felicidad se hace caso omiso de estas relaciones con el éxito de una comuniclad, al conceder más importancia a los refuerzos que a los cc,mportamientos reforzados. El concepto de *felici­dad+ (o, menos frívolamente, el de *realización+ o *enriquecimiento+)) se suele considerar como un valor indispensable, aunque francamente engorroso, para explicar la búsqueda por parte del hombre de un modo de vida. Desde el punto de vista del análisis experimental del comportamiento, aparece simple­mente como una forma torpe de repre­sentar los pa­peles de los reforzadores positivos y negativos. Su principal defecto estriba en que no tiene en cuenta las circunstan­cias que acompañan al refuerzo. Un hombre al que se pida que des­criba el mundo en el que ie gustaría vivir se referirá por lo gene­ral a las condiciones reforzadoras  la exención de todo es­tímulo aversivo, y la abundancia de reforzadores po­sitivos  , pero no se encontrará preparado para hacer frente a paradojas tales como la de *quienes lo tienen todo+ menos la felicidad o, en el campo de la espe­culación utópica, la del fracaso del hombre para con­cebir un paraiso satisfactorio.
4

En resumen, pues, una comunidad es algo mucho más complejo que un experimento de laboratorio sobre el comportamiento humano, pero mucho más simple que las unidades a gran escala analizadas en la ciencia politica, la economia y otras disciplinas sociales. Por esta razón, resulta especialmente útil para estudiar los efectos de un medio social sobre el comportamiento humano y, viceversa, la influencia de ese comporta­miento en el mantenimiento y desarrollo del medio. Es asimismo un terreno favorable para la invención so­cial. Un sorprendente número de prácticas primeramente descritas en obras utópicas han sido aplicadas, con el tiempo, a una escala más amplia. Al escribir la New Atlantis (1627), Francis Bacon imaginó una comunidad en la que los cientificos se organiza­ban para resol­ver los problemas de aquella. Fue sólo después de que hiciera plau­sible tal organiza­ción cuando se fundó la Royal Society, siguiendo claramente el modelo de Ba­con. De esta forma se han fomentado tam­bién princi­pios más generales. E1 éxito o el fracaso de una comu­nidad, p. ej., se suele interpretar como el éxito o el fracaso de todos sus miembros, sea o no igualitaria su estructura social; pero resulta dificil concebir a una comunidad en este sentido cuando se habla de una nación o del mundo en su conjunto.


Algunos han sugerido que la ciudad estado griega, tan bien goberna­da, al permitir que el hombre conci­biera un mundo de la naturaleza ordenado, favoreció el desarrollo de la ciencia griega. Hoy esto no seria posi­ble, ya que el orden está claramente del lado de la cien­cia. Pero si los principios que surgen del estudio experimental del comportamiento humano resultan re­levantes, podria entonces la cien­cia saldar su deuda poniendo a su vez orden en los asuntos humanos.
B. F. SKINNER


1   ...   4   5   6   7   8   9   10   11   12

Similar:

Anarquismo iconAnarquismo y utopía en el pensamiento de Luce Fabbri y Rafael Barrett
La resignación de los de abajo. El anarquismo como liberación de todo determinismo
Anarquismo iconRelación anarquismo – individuo
El anarquismo nace inherentemente individualista, dado que es un compendio de ideas filosóficas, éticas y políticas que persiguen,...
Anarquismo iconDefensa histórica del anarquismo revolucionario
Apoyar al bakuninismo principista es apostar al reagrupamiento del anarquismo revolucionario
Anarquismo iconHistoria del Mundo Contemporáneo II parte
El anarquismo es la única fuerza política de masas. Este es el gran problema. La única fuerza política capaz de movilizar a las masas...
Anarquismo iconAnarquismo como un programa de investigación progresivo en la economía política

Anarquismo iconAnarquismo en chile
Estado[2] e incluso para esa izquierda institucional y coqueta a la que le disgustan sobremanera aquellos “desbordes” e “indisciplinas”...
Anarquismo iconLa ideología anarquista Contraportada
Para completar históricamente ese cuadro, se expone brevemente el pensamiento de los clásicos del anarquismo: Proudhon, Bakunin,...
Anarquismo iconCriptomonedas y anarquismo: una nueva bandera libertaria
Hoy estos valores toman el rostro de Internet, blockchain y criptoanarquismo, como el movimiento anarquista de mayor repercusión...
Anarquismo iconIdentificacion de la asignatura
Seminario América Latina. El proyecto político-cultural del anarquismo y sus aportes en la configuración del movimiento obrero en...